Alrededor de 800.000 niños se han visto obligados a huir de sus hogares a causa del conflicto en el noreste de Nigeria (informe UNICEF).

El informe, publicado un año después del secuestro de más de 200 alumnas en Chibok, revela que el número de niños que huyen dentro de Nigeria para tratar de salvar sus vidas, o que cruzan la frontera hacia el Chad, el Níger y el Camerún, se ha duplicado en poco menos de un año.

“El secuestro de más de 200 niñas en Chibok es sólo una de las tragedias sin fin que se repiten en una escala épica a lo largo de Nigeria y de la región”. “Decenas de niños y niñas han desaparecido en Nigeria secuestrados, reclutados por los grupos armados, atacados, utilizados como arma de guerra, u obligados a huir de la violencia. Estos niños tienen derecho a que se les devuelva su infancia” (Director Regional de UNICEF para África Occidental y Central).

Missing Childhoods describe cómo el conflicto es una carga cada vez más pesada para los niños de Nigeria y de toda la región:

  • Los niños están siendo utilizados en las filas como combatientes, cocineros, porteadores y vigías.
  • Las mujeres jóvenes y las niñas están siendo sometidas a matrimonios forzados, a trabajos forzados y son víctimas de violaciones.
  • Los estudiantes y maestros se han convertido de forma deliberada en objetivos de la violencia: más de 300 escuelas han sufro daños o han sido destruidas y al menos 196 profesores y 314 alumnos habían muerto hasta finales de 2014.

Para contar las historias de los niños que han huido de la violencia, UNICEF y los principales artistas de Snapchat compartirán imágenes basadas en dibujos de niños de Nigeria, Chad, Níger y Camerún. Las obras reflejan las pérdidas de los niños cuando tienen que huir de sus hogares y las heridas emocionales y el sufrimiento que han soportado, y que incluye ver cómo asesinaban, torturaban o secuestraban a sus padres y hermanos.